AUTOESTIMA

Según el diccionario de la RAE, autoestima es el aprecio o consideración que uno tiene de sí mismo. El aprecio es el sentimiento de cariño que se tiene sobre algo. Con lo que, autoestima se puede considerar como el sentimiento de cariño que uno tiene sobre sí mismo. Cuando hablamos de cariño estamos hablando de amor, en este caso de amor hacia uno mismo. Así, podemos concluir que la autoestima alta o baja va a depender de la cantidad de amor que te tengas a ti mismo.

La autoestima es pensar positivamente sobre ti, es tener confianza, es verte a ti mismo como capaz de enfrentarte a los desafíos de la vida y ser responsable de tus actos. Es confiar en tu capacidad de tomar las decisiones adecuadas en cada momento y de responder de manera efectiva a los cambios que se producen a tu alrededor. Y la clave está en tu pensamiento, cuando eliges pensar que puedes o pensar que no puedes, en la elección estará la respuesta. Por ello debes esforzarte en pensar de una manera positiva hacia lo que puedes hacer.

La buena noticia es que la autoestima se puede cultivar, puedes aumentarla con dedicación y perseverancia. Puedes  inspirarte, estimularte o entrenarte para llegar a ser más consciente de la aceptación por ti mismo, para actuar de manera más responsable y para ganar seguridad. Es una tarea en la que te puede ayudar alguna persona, algún libro o algún vídeo motivador, aunque la tarea de mantener esos hábitos que te llevan a confiar más recae sobre ti mismo.

¿Qué puedes hacer para conseguir y mantener la autoestima alta?

Para conseguir tener una alta y duradera autoestima puedes realizar una serie de prácticas asiduamente que son “Los seis pilares de la autoestima” del Dr. Nathaniel Branden. Si consigues convertir estas prácticas en hábitos, serás capaz de amarte a ti mismo y mantener una autoestima sólida.

  1. Vivir conscientemente.

Ser consciente de lo que haces o dejas de hacer con tu vida. De cómo tratas a tus seres queridos y a las demás personas. De aceptar las cosas como son y aprender de los errores.

  1. Aceptación de sí mismo.

Aceptar la realidad de todo lo que te ocurre para poder mejorar. Coger el compromiso de valorarte a ti mismo. Aceptarte es aceptar tus fortalezas y debilidades. Es abrazar los pensamientos y sentimientos que tienes sin negarlos. Aceptarse es la condición fundamental para crecer personalmente.

  1. Responsabilidad de sí mismo.

Asumir la responsabilidad de tus acciones y de la consecución de tus metas para responsabilizarte de tu vida y de tu bienestar. Ser responsable del nivel de autoestima que tienes y de la felicidad que consigues. Si quieres que tu vida mejore eres tú quien tiene que hacer algo distinto.

  1. Autoafirmación.

La autoafirmación es respetar tus deseos, necesidades y valores para vivir la vida que quieres. Es vivir de forma auténtica, hablar y actuar desde tus convicciones personales para mejorar. Es tener seguridad en ti mismo para enfrentarte a las adversidades que se presenten.

  1. Vivir con propósito.

Con un propósito en tu vida vas a ser capaz de organizar tu comportamiento y de poner el foco en la dirección adecuada para ser productivo. Así serás capaz de fijar tus metas y actuar consecuentemente para conseguirlas. Tienes que ser capaz de definir bien tu objetivo para crecer como persona. Proponerte objetivos hará que te esfuerces utilizando tus capacidades y poniendo toda la energía necesaria para conseguirlo.

  1. Integridad personal.

Ser íntegro es ser consciente de que tus comportamientos están alineados con tus valores. Es tomar decisiones que no te llevan a entrar en contradicción con tus pensamientos sobre lo que es o no es apropiado.

 

Si integras estas prácticas a tu vida diaria de manera cotidiana, serás capaz de reforzar tu autoestima y podrás actuar de manera más consciente sobre ti mismo. Se trata de darte un poco más de amor. Para ello, cuando tengas un pensamiento que no favorezca a que tu autoestima aumente, y tu voz interior te sabotee, recházalo y piensa en lo que le dirías a tu mejor amigo. Pues eres tú quien tiene que ser tu mejor amigo.